facebook   twitter   youtube 

La cruda realidad del presupuesto nacional

(Tiempo estimado: 5 - 9 minutos)

Plataforma de exploración marítima Pozo-Orca 1 en el caribe colombiano.

Imagen del contacto

Con las cifras y los hechos a la mano se examina el impacto de la destorcida petrolera sobre las cuentas nacionales, los ingreso del Estado y – más que todo- las regiones, que además padecerán de las maniobras financieras desde el gobierno central.   

Amylkar D. Acosta M.*

Un grave desbalance externo

La caída de los precios del petróleo ha alarmado a los países cuyo crecimiento y cuyas finanzas públicas dependen del oro negro.  Y para mal de Colombia la caída no se limita al petróleo: otros comodities, como el carbón, el oro y el ferroníquel, han corrido igual suerte.

En efecto: el petróleo, el carbón, el oro y el ferroníquel constituyen el 70 por ciento de nuestra canasta exportadora. Pero entre 2010 y 2014 los precios del carbón cayeron un 51 por ciento y tanto el oro como el ferroníquel cayeron 36 por ciento.

El impacto inmediato de la destorcida es el deterioro de la balanza de pagos: de aquí el déficit de 6.293 millones de dólares en la balanza comercial en 2014, un récord histórico que supera con creces el de 1998, el más alto registrado, que fue de 2.900 millones. Y esto después de haber cerrado 2013 con un superávit  de $ 2.203,3 millones de dólares.

Entre tanto, el déficit en cuenta corriente para 2014 se estima en un 5 por ciento sobre el PIB, lo cual explica porque el peso colombiano pasó de ser una de las monedas más revaluadas del mundo a ser la más devaluada después de Rusia y Ucrania (24,16 por ciento en 2014).

Además de la caída de los precios ha caído su producción, el impacto sobre el presupuesto es muy grande.

Esta devaluación ha encarecido la deuda de Colombia y, lógicamente, su servicio.  La deuda pública externa (57.000 millones de dólares) creció un 44 por ciento entre 2010  y 2014, mientras la deuda privada (41.300 millones) aumentó un 64 por ciento. Debido a la devaluación, la deuda pública externa, que representaba el 13,6 por ciento del PIB cuando el dólar valía 1.800 pesos, pasó al 18,2 por ciento con el cambio de 2.400 pesos.  

Al deterioro del sector externo también contribuye la menor afluencia de inversión extranjera directa (IED), que en 2014 cayó un 10,6 por ciento, al pasar de 16.833 a 15.033 millones de dólares. Aunque suene paradójico, fue menor la caída de la IED en el sector minero-energético (9,8 por ciento) que en el manufacturero (14,8 por ciento), lo cual no deja de ser motivo de seria preocupación.

Irónicamente, mientras la IED se retrae, la inversión de portafolio se multiplicó por tres entre 2013 y 2014, al pasar de 4.692 millones a 12.437 millones de dólares, en inversiones en TES y colocación de deuda externa fundamentalmente.

El Director de la DIAN, Santiago Rojas Arroyo.
El Director de la DIAN, Santiago Rojas Arroyo.
Foto: Ministerio de comercio Industria y Turismo

Se frena el crecimiento

Dado que la “locomotora” minero-energética ha perdido fuerza, se ha desacelerado el crecimiento de la economía, que había superado el promedio histórico del 4,5 por ciento durante estos diez años.  

Baste con decir que en el tercer trimestre de 2014 el sector de minas y canteras no solo no creció sino que decreció en 1 por ciento. Según Hernando José Gómez, ex director del Departamento Nacional de Planeación, por cada 10 dólares que baja el precio del petróleo, la tasa de crecimiento disminuye 0,4 puntos porcentuales.  

El desplome de los precios del crudo ha sido brutal: un 60 por ciento desde su nivel  más alto (107,95 dólares el barril de la referencia WTI y 115,19 el del Brent, a mediados de 2014). Esto explica la baja de la proyección de crecimiento por parte del Fondo Monetario Internacional para Colombia, de 4,8 a 3,8 por ciento en este año, y el de la propia Junta directiva del Banco de la República, que rectificó su estimativo de 4,3 a 3,6 por ciento.

A menor crecimiento, menos ingresos públicos. Por cada punto menos de crecimiento  económico los colombianos dejamos de percibir aproximadamente 2 billones de pesos, y el Estado pierde la parte correspondiente a impuestos, dividendos y regalías. Ya en 2014 el recaudo del impuesto de renta fue de 39.3 billones, inferior a los 42.7 billones del 2013. Y el gobierno anticipa que los impuestos pagados por Ecopetrol pasarán de 2,9 billones en 2014 a $2,4 billones en 2015 – una caída del 17 por ciento.

El Ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas.
El Ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas.
Foto: Ministerio de Hacienda

Las regiones en problemas

Las regalías, obviamente, también se van a ver afectadas. Por cada dólar que baja el precio del crudo, el Sistema General de Regalías (SGR) deja de percibir 80.000 millones de pesos. Y como además de la caída de los precios ha caído su producción, el impacto sobre el presupuesto es muy grande

El presupuesto del SGR para 2015 y 2016 se aprobó sobre la base de 85 dólares el barril,    pero este año se ha mantenido por debajo de los 60 dólares, y a este precio se le deben restar 12 dólares para ajustarse a los tipos de petróleo que exportamos. Siendo realistas, tendríamos que hacer cuentas fiscales sobre un precio de 48 dólares el barril. Este fue el precio usado para el Plan de Desarrollo 2015 – 2018 (PND), el que llevó al ministro Cárdenas a recortar el presupuesto de inversión del PND de 790 billones a 703 billones y a recortar el presupuesto nacional para este años en 6 billones.

Aunque el presupuesto del SGR es diferente e independiente del presupuesto general de la nación (PGN), ambos suelen correr la misma suerte. Hasta ahora no se han anunciado  recortes al presupuesto del SGR, pero no habrá necesidad de hacerlo porque los proyectos dentro del SGR solo reciben recursos cuando estén disponibles. 

La caída de las regalías puede llegar a ser del 40 por ciento. 

Por eso los departamentos y municipios cuya fuente principal de financiamiento es el SGR se encuentran ante un problema grave, pues la caída de las regalías puede llegar a ser del 40 por ciento.

Sin embargo, los recursos del SGR que no se alcancen a ejecutar en la respectiva vigencia pasan automáticamente a la subsiguiente. Este es el caso del presupuesto bianual 2013 – 2014, que tuvo una baja ejecución por las dificultades y obstáculos en camino de  tramitar  aprobar los proyectos. Por eso existen hoy unos 2,1 billones de pesos disponibles para ser asignados a proyectos dentro del SGR.

El rezago en la ejecución se ha convertido en la tabla de salvación de las regiones – pero solo lo será por unos meses. Es más: dentro del SGR se ha comprometido un promedio anual  de 5 billones de pesos, y aquellos 2,1 billones resultarán del todo insuficientes para atender el gran número de proyectos importantes para las regiones. Para no hablar de los nuevos proyectos, en especial de aquellos que demandan grandes recursos.

El mayor impacto de la caída en los ingresos del SGR se sentirá en los departamentos y municipios productores, debido a que coincide con el fin del período de transición previsto en el Acto legislativo 05 de 2011. Por eso desde este año los productores empezaron a recibir el 20 por ciento como asignación directa, después de recibir el 50 por ciento el primer año de su vigencia (2012), el 35 por ciento en 2013 y el 25 por ciento en 2015.  También por eso fue necesario incluir en el presupuesto del SGR 2015 – 2016 una compensación a favor de las regiones productoras por 1 billón de pesos.

Pero los gobernadores y alcaldes pasaron de la perplejidad al pánico cuando supieron que  el proyecto del Plan de Desarrollo que cursa en Congreso propone que “el Gobierno Nacional, a través del DNP, podrá presentar a los OCAD proyectos de impacto regional, en beneficio del desarrollo de las regiones en los que concurran distintas fuentes de financiamiento público o privado y con cargo a las asignaciones de los fondos de desarrollo regional y de compensación regional del SGR”.

Lo que faltaba: que la Nación entre a competir con sus propios proyectos por los menguados recursos del SGR, que son de las regiones, y cree así una mayor presión sobre estos. Esta insólita pretensión del Gobierno central transgrede los principios de la descentralización y la autonomía territorial. De aprobarse el esperpento, el gobierno nacional no resistiría la tentación de tratar de descargar sobre el SGR el peso de aquellos proyectos propios que queden desfinanciados tras el recorte anunciado de 4,8 billones del rubro de inversión del PGN de 2015.

Ante este cuadro amenazador y para defender los programas sociales reitero mi propuesta  de desahorrar  parte de los recursos del Fondo de Ahorro y Estabilización (FAE). Esto ya se hizo a favor de los productores, que serán favorecidos con el desahorro de 354.000 millones provenientes del FAE. Ahora haya que hacer lo mismo en beneficio de los no productores.

 

* Director ejecutivo de la Federación Nacional de Departamentos www.fnd.org.co

 

Escribir un comentario

Agradecemos a los investigadores, académicos y profesionales que contribuyen con sus artículos, declaraciones y caricaturas inéditos para ser publicados en la Revista Razón Pública. Los autores son responsables de sus ideas y de la presentación de los hechos en este documento.

“Los comentarios en Razón Pública están sujetos a moderación, (de 8 am a 6pm hora de Colombia) con el fin de garantizar un intercambio de opiniones en tono respetuoso - serán bienvenidas la crítica aguda y la ironía - que enriquezcan el debate y resulten interesantes para lectores y autores.
En consecuencia, no se aceptarán comentarios del siguiente perfil:
1. Que constituyan descalificaciones, ataques o insultos contra los autores o contra otros participantes del foro de comentarios.
2. Que incluyan contenidos, enlaces o nombres de usuarios que razonablemente puedan considerarse insultantes, difamatorios o contrarios a las leyes colombianas.
3. Comentarios sin sentido o repetidos, que serán eliminados sin piedad.

Los comentarios no reflejan necesariamente la opinión de Razón Pública, sino la de los usuarios, únicos responsables de sus propias opiniones.”


Código de seguridad
Refescar

Comentarios  

jose david
0 # desbalance economicojose david 02-03-2015 20:31
interesante articulo hay que estudiarlo a fondo
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
jose david
0 # desbalance economicojose david 02-03-2015 20:32
me imagino como andaran los d cambio radical de la costa que estaban esperanzados en pagar sus aspiraciones polityicas con el dinero de la abundancia del dolar del oro negro
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Nelson
0 # PLAN PRESUPUESTAL NACIONALNelson 08-03-2015 08:33
Para conocimiento general
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador

Esta semana en Razonpublica