facebook   twitter   youtube 

El “sistema” educativo que no existe en Colombia

(Tiempo estimado: 5 - 10 minutos)

El Presidente Santos en el colegio Jaime Hernando Garzón Forero de Bogotá.

Francisco CajiaoObsesionados con las pruebas PISA, no hemos entendido que la buena educación implica cambios estratégicos en el enfoque y la gestión del sistema en su conjunto.  Estas son las lecciones verdaderas de los países que han tenido éxito.  

Francisco Cajiao*

Las pruebas internacionales

La promesa del presidente Santos de convertirnos en el país más educado de América Latina en 2025 obligaría a un debate serio sobre la educación colombiana y a compararla, también seriamente, con la de otros países.

Más todavía: este desafío no puede reducirse a mejorar los resultados de las pruebas internacionales, especialmente los de la prueba PISA que administra  la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). Y sin embargo, por la importancia que hoy reviste esta prueba, vale empezar por las cosas que Colombia está haciendo al respecto.

En dos meses no es posible corregir las deficiencias de fondo en la formación de los jóvenes

Es innegable la diligencia del gobierno Santos para seguir avanzando en relación con las pruebas internacionales. Se destaca por ejemplo la preparación activa de los colegios que participarán en la próxima evaluación, pues los malos resultados de ocasiones anteriores se deberían en parte a la apatía de las instituciones y de los estudiantes en el momento de la prueba. Obviamente, en dos meses no es posible corregir las deficiencias de fondo en la formación de los jóvenes, pero sí es posible mejorar su actitud y la de sus maestros frente a la prueba. También es posible mejorar la disponibilidad de equipos de cómputo y la conectividad requeridos para el examen.

Otro frente de evaluación donde está en curso un proceso interesante es el llamado “índice sintético de calidad”, que combina diversos factores para medir el desarrollo de los colegios.

Pero quedan pendientes muchas cosas sin las cuales las medidas anteriores resultarían  ser superficiales, incluso si todos los maestros de Colombia las acogieran con entusiasmo (lo cual no ocurrirá por supuesto).

Facultad de Economía de la Universidad de los Andes en Bogotá.
Facultad de Economía de la Universidad de los Andes en Bogotá.
Foto: Javier Guillot

Un sistema, y decisivo

Hay que llevar la discusión más lejos y tratar de comprender la complejidad detrás de la expresión “sistema educativo”.

Quienes se han ocupado de la teoría de sistemas aplicada a las organizaciones sociales dejan claro que un sistema es un conjunto de unidades recíprocamente relacionadas y orientadas a conseguir un objetivo común.

Cabe añadir que ninguno de los elementos que conforman un sistema complejo puede lograr  por sí solo los resultados esperados, y que  la desarticulación entre los elementos suele ser una barrera para el funcionamiento adecuado del conjunto.

La buena educación es por supuesto un componente central del desarrollo de un país, no solo por tratarse de un derecho fundamental, sino porque de ella depende el acceso equitativo de los ciudadanos a las oportunidades económicas, culturales y políticas, así como la existencia  de capital humano para impulsar la competitividad.

Dado que la educación es la herramienta más eficaz para la inclusión social, este ha sido  el campo de mayor atención de las sociedades en su proceso de desarrollo y el que más interés ha suscitado en épocas de grandes transformaciones sociales.

Así lo muestra el énfasis sobre la calidad, contenido y cobertura de la educación en las grandes revoluciones del siglo XX (Unión Soviética, China, Cuba, Irán) o en los regímenes autoritarios como el de la Alemania nazi y algunas dictaduras latinoamericanas. También es evidente el papel que ha cumplido la formación profesional en el desarrollo acelerado del Japón de la posguerra y en los países del sudeste asiático.

Colombia, por desgracia, tiene una penosa historia de mediocridad y falta de interés en su educación, que se refleja en la pobreza de sus políticas públicas, en la miopía de los debates sobre el tema y en la proclividad a las soluciones coyunturales que eluden la necesidad de grandes cambios.

Un sistema muy complejo

Para entender el sistema educativo de un país como Colombia sería necesario mirar al conjunto de sus componentes y examinar la forma como se relacionan y se retroalimentan.

Es evidente que el sistema no se puede reducir a la población en un tramo de edad, y que la atención a la primera infancia es tan necesaria e importante como la formación de posgraduados o la educación básica y media. Cada grupo de edad, por tanto, requiere un subsistema adecuado: educación inicial, básica y media, y superior.

De otra parte, es necesario establecer modelos de formación profesional (llamada también formación para el trabajo), preferiblemente con componentes técnicos y aparatos específicos destinados a la producción científica y tecnológica.

Dentro de cada nivel y cada modalidad de formación existen subsistemas públicos y privados, así que en cada tramo se ofrecen una variedad de opciones, y que a menudo actúan  mecanismos agresivos de segregación social que tienden a perpetuar las inequidades.

Además de los componentes mencionados, el análisis del sistema debe incluir los modelos de financiación, de gobierno y de evaluación de un aparato social tan extenso.

Estudiantes de colegios de Medellín durante la Jornada “Explora la UdeA”.
Estudiantes de colegios de Medellín durante la Jornada “Explora la UdeA”.
Foto: Universidad de Antioquia

Los ejemplos a seguir

En los países donde la educación ha tenido mayor desarrollo es posible observar las estrechas y permanentes relaciones entre los diversos elementos, pues existe:

  • Abundante investigación científica en las universidades sobre neurociencias y procesos de aprendizaje,
  • Formación avanzada de altísimo nivel académico para los maestros de los diversos subsistemas,
  • Estrecha articulación entre la educación básica y la superior,
  • Participación de niños y jóvenes en procesos de investigación científica adelantada por grupos especializados,
  • Creación y desarrollo de museos y centros de divulgación de las ciencias y las artes,
  • Amplia participación de la sociedad civil y de productores de medios audiovisuales e interactivos con los ambientes escolares.

En estos países también es evidente el altísimo valor social que se da a los maestros, así como la corresponsabilidad que se les exige y el acompañamiento a su proceso por medio de evaluación de resultados.

En el ámbito de la educación superior los países más avanzados han logrado una sinergia eficaz con el mundo empresarial, de manera que gran parte de los avances científicos y tecnológicos provienen de esas relaciones, lo que también asegura que los nuevos puestos de trabajo sean para los jóvenes que realizan sus estudios universitarios.

Un sistema es un conjunto de unidades recíprocamente relacionadas y orientadas a conseguir un objetivo común. 

Vale la pena resaltar que muchos de estos países no dedican porcentajes del PIB muy superiores a los que invierte Colombia, pero consiguen resultados mucho mejores. Esto se debe a que un sistema más integrado tiene mucha más capacidad de crecer porque puede dar más confianza a los sectores que toman decisiones en la sociedad.

Las carencias del sistema colombiano

En Colombia seguimos con muchos pendientes en la educación porque:

  • Todavía estamos en deuda con la población de primera infancia, en manos del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), pues el personal que atiende a los niños más pequeños es el de peor calificación académica y el que trabaja con la peor remuneración;
  • El sistema de educación básica y media no está relacionado con la educación superior;
  • La formación técnica y tecnológica pública depende del Ministerio de Trabajo y no se relaciona con el Ministerio de Educación.

Además, cada instancia tiene una ley regulatoria distinta. La que se llamó Ley general de educación solo fue para la básica y media, mientras las universidades van por otro lado, y un camino distinto también siguen el SENA y el ICBF. Como si fuera poco, las fuentes de financiamiento son independientes, así como los recursos para investigación que no pasan por Colciencias.

La desconexión entre las unidades del sistema educativo dificulta enormemente su gobierno el cual -además de no responder a un solo ministerio- se tropieza con una tremenda debilidad de los nodos locales (entidades territoriales). Las autoridades regionales, a pesar de ser las más indicadas para resolver muchos de los problemas de articulación en su territorio, no tienen recursos ni atribuciones para actuar de manera oportuna o eficaz.

Desde luego, hay innumerables asuntos relacionados con la calidad de la educación que deberían estarse estudiando permanentemente en las universidades, tales como las propuestas de renovación curricular, los materiales educativos de altísima calidad, la formación apropiada de alto nivel para los maestros de todos los niveles, los modelos de evaluación del aprendizaje y el análisis y evaluación de políticas públicas.

Pero este tipo de producción intelectual es casi inexistente y el Ministerio de Educación con frecuencia hace cuantiosas inversiones para contratar agentes externos para llenar estos vacíos.

No tengo dudas acerca del interés genuino del gobierno Santos en dar un gran impulso a la educación. Sin embargo, los programas y proyectos puntuales sobre elementos aislados del sistema educativo no serán suficientes para cerrar entre hoy y el año 2025 la brecha enorme que nos separa de otros países más avanzados.


* Filósofo, magister en Economía. Consultor en educación, ex Secretario de Educación de Bogotá y columnista de El Tiempo.

 

Escribir un comentario

Agradecemos a los investigadores, académicos y profesionales que contribuyen con sus artículos, declaraciones y caricaturas inéditos para ser publicados en la Revista Razón Pública. Los autores son responsables de sus ideas y de la presentación de los hechos en este documento.

“Los comentarios en Razón Pública están sujetos a moderación, (de 8 am a 6pm hora de Colombia) con el fin de garantizar un intercambio de opiniones en tono respetuoso - serán bienvenidas la crítica aguda y la ironía - que enriquezcan el debate y resulten interesantes para lectores y autores.
En consecuencia, no se aceptarán comentarios del siguiente perfil:
1. Que constituyan descalificaciones, ataques o insultos contra los autores o contra otros participantes del foro de comentarios.
2. Que incluyan contenidos, enlaces o nombres de usuarios que razonablemente puedan considerarse insultantes, difamatorios o contrarios a las leyes colombianas.
3. Comentarios sin sentido o repetidos, que serán eliminados sin piedad.

Los comentarios no reflejan necesariamente la opinión de Razón Pública, sino la de los usuarios, únicos responsables de sus propias opiniones.”


Código de seguridad
Refescar

Comentarios  

Sergio Benítez
0 # FilósofoSergio Benítez 20-04-2015 20:53
El autor hace afirmaciones que no están adecuadamente fundadas, por ejemplo, la afirmación sobre el hecho de que no hay investigación sobre las propuestas de renovación curricular, los materiales educativos o la formación apropiada para los maestros los modelos de evaluación del aprendizaje y el análisis y evaluación de políticas públicas.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
JUAN
0 # PENOSOJUAN 21-04-2015 21:47
Afirmación penosa resulta la del articulista cuando afirma que Colombia tiene una penosa historia de mediocridad, pues ciertamente, a pesar que la educación en Colombia ha desmejorado sustancialmente debido principalmente a una falta de autoestima nacional que siempre ve como mejor lo foraneo adoptandolo sin conocerlo a fondo, la calidad de nuestros educados y profesionales se destaca en el exterior. Miembros de la OCDE son el Reino Unido y Estados Unidos, para mencionar algunos, y es sabido que dichos sistemas educativos particularmente éste último viene siendo cuestionado severamente por sus nacionales. De la noche a la mañana y por gracia de las pruebas PISA pasamos a ser el peor país en materia de educación, un periódico incluso nos comparó con Haití, sin embargo nuestras propias pruebas no detectaron las supuestas graves falencias.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Edward Contreras
0 # y la corrupciónEdward Contreras 23-04-2015 13:39
El dinero es mas que suficiente. El problema radica ennque los recursos destinados no llegan a su destino. Uated debe saberlo, el cvy se sigue dando. En mi caso a tres meses de ingresar a trabajar como docente no he recibido un marcador. Las listas se deben imprimir por el docente. El colegio no cuenta con los dineros que dicen deben llegar. Los jovenes solo cuentan con unas paredes y un docente que debe buscar las estrategias para enseñar sin un acompañamiento oportuno en diferentes problematicas que tienen muchos niños y adolescentes. Es mas quien toma las decisiones esucativas ni siquiera ha pasado por educación publica. No han visto la realidad. No es hacer una visita. Es estar por lo menos un mes compartiendo, verificando, y con casos especificos de colegios con buenos resultados creen que se puede generalizar. Ministros sin doctorados. Esos no saben que es investigar. Solo toman decisiones sin estar convencidos.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Andrés Martínez
0 # Causa y efecto?Andrés Martínez 23-04-2015 20:42
En una Colombia que según las ultimas pruebas no ha tenido los mejores resultados y que se viene tratando de mejorar, para así mismo, como lo dice el Presidente Juan Manuel Santos, ser el país mas educado en el 2025, se necesitara entender el problema central que ha causado que en los últimos años el intento por mejorar la educación se haya venido abajo y que a causa de ello el país tenga entonces que mirar desde el piso a sus semejantes.

Es conveniente resaltara el papel de inversiones que tiene el Estado Colombiano, en donde se nota el poco interés a la educación con respecto a otros sectores, estos datos son tristes con respecto a países que entendieron que el invertir en educación generaría un país mas equitativo y por ende mas prospero, por ende si en Colombia no se implementa una política economica que incluya mas al sector educativo será muy complicado que se pueda proyectar un país educado.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Nicole Gerena
0 # La educación colombiana: ¿utopía o realidad?Nicole Gerena 24-04-2015 17:18
La preocupación inicial sobre la educación en Colombia es como estan siendo aplicadas las estrategias para mejorar la calidad y la proyección del país en las pruebas internacionales , sin embargo el deficit de este interrogante se debe a que el sistema educativo esta implementado bajo programas ineficaces que parecen llevar la mejora de la educación a una utopía más que a la realidad.

Para mejorar la educación además de llevar a cabo un reforzamiento de las estrategias ya formadas, se deben aplicar nuevas herramientas que ya se han desarrollado en otros países. No a modo de imitar los sistemas educativos si no con el fin de analizarlos y complementarlos con los ya existentes. La extranjerizació n de maestros, la "fuga de cerebros", la implementación imponente de otros idiomas serian ideales para traer un educación de calidad al presente y no como una meta lejana e ineficaz.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Daniela Ruíz Moreno
0 # El sistema educativo integral no existenteDaniela Ruíz Moreno 24-04-2015 17:23
Según la definición de qué es un sistema, se puede decir que aquí en Colombia no existe un sistema educativo que sea integral, ya que, las medidas que se están adoptando para el mejoramiento de la calidad educativa sólo abarcan ciertos aspectos y no contribuye a la mejoría global de la educación colombiana. Existen aspectos tales como la profesión del educador, la investigación científica, que no han sido incentivados, y el financiamiento de la educación, distribuido de forma inadecuada; que demuestran la parcialidad en las determinaciones que han sido llevadas a cabo por el gobierno.

Por tanto, para lograr la meta que tiene el presidente Santos al 2025, debe comprenderse que el sistema educativo tiene que ser completo como también las políticas deben ser incluyentes y constantes en todos las cuestiones durante dicho proceso, además de ser conscientes de que todos estamos inmersos en dicho sistema, generando un cambio si se quiere llegar al nivel de otros Estados.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Rosa  Diaz
0 # problematicas en la educación en colombiaRosa Diaz 24-04-2015 19:32
Ante la creciente preocupación por alcanzar la calidad educativa, se hace necesario abordar este tema con seriedad y de una manera rigurosa para llegar a plantear posibles soluciones a estos problemas que compromete el futuro de nuestra nación

dandonos cuenta que el problema radica en la poca inversion hacia la educación que impide el buen desarollo de la misma, el poco reconocimiento a los maestros como vertebra fundamental de la educación y la falta de atencion a los primeros años de educación que seran fundamentales para el buen proceso de la educacion basica, media, y superior.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Rosa  Diaz
+1 # problematicas en la educación en colombiaRosa Diaz 24-04-2015 19:37
Ante la creciente preocupación por alcanzar la calidad educativa, se hace necesario abordar este tema con seriedad y de una manera rigurosa para llegar a plantear posibles soluciones a este problema que compromete el futuro de nuestra nación

dandonos cuenta que el problema radica en la poca inversion hacia la educación que impide el buen desarollo de la misma, el poco reconocimiento a los maestros como vertebra fundamental de la educación y la falta de atencion a los primeros años de educación que seran fundamentales para el buen proceso de la educacion basica, media, y superior.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Sebastian Aguilar
0 # Modelos y continuidadSebastian Aguilar 25-04-2015 10:34
Es impotante tambien resaltar que en Colombia la tarea de la educacion es una tarea de todos, no podemos solo esperar que el Estado nos de la solucion. Necesitamos implementar caracteristicas de modelos exitosos en el mundo, donde se resalte la cultura del estudio desde los hogares, la importancia del educador en cada etapa del estudio, la internacionaliz acion y la inversion en la educacion, como bases clave de un modelo de todo y para todos.
Ademas de esto un factor importante es la continuidad, ya que en nuestro pais se cambian las politicas educativas con cada nuevo gobierno y se trata de cambiar la realidad de un dia para otro cuando lo que necesitamis es un modelo bien definido, a largo plazo y que cada nuevo gobierno aporte a cumplir las metas establecidas en vez de "crear" inutiles metas para hacerlas resaltar en su periodo de mando.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Paula Guerrero
0 # OpinioPaula Guerrero 25-04-2015 14:03
Es evidente la historia de mediocridad e inequidad que representa la educacion en colombia, y que la iniciativa del presidente Santos necesita de muchos elementos que no se conseguiran de un momento a otro, que necesitaran de una toma de conciencia y de una gran disminucion de corrupcion. Pues precisamente estos son algunos de muchos elementos que hacen que estemos por debajo de muchos paises.

Colombia debe empezar por dejar de mirar su interior y encerrarse en ese circulo que lo hace aislarse del resto del mundo respecto a este tema, el país de cambiar de dirección y mirar a su alrededor, esos grandes ejemplos de progreso que nos enseñan otros paises. Aparte es absurvo concentrarse solo en un aspecto (las pruebas PISA)
cuando hay muchos por tratar, como una mejora en la base de la educacion, nuestra primaria y ese interes a la innovacion e investigacion de la que tanto carece.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Saúl Parra
0 # Hay vocación pero falta motivaciónSaúl Parra 25-04-2015 15:23
Los círculos viciosos presentes en Colombia generan falta de credibilidad en el sistema educativo y son una barrera para la producción de cultura educativa.

La cultura educativa es la apropiación por parte de la sociedad de la planificación y control del sistema, es ser críticos ante una forma de educación que nos imponen y no satisface, es organizarnos para establecer cuales son los objetivos reales y trascendentales de participar en el sistema educativo.

La cultura educativa no se forma de la noche a la mañana, en especial cuando hay un gobierno que se niega a escuchar a los ciudadanos cuando estos proponen soluciones (quizás porque le quita méritos), pero una de la formas de comenzar a construirla es fortaleciendo la credibilidad, la credibilidad de que las familias están dejando la formación de sus niños en manos de docentes de calidad, y estoy de acuerdo con que tenemos muchos docentes de calidad pero muchos que no. Hay vocación, pero hace falta motivación.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Andrea Moreno
0 # Otro factor el conformismo de la sociedadAndrea Moreno 25-04-2015 15:25
Un factor que tal vez hace falta resaltar es el conformismo de la sociedad colombiana, las familias se preocupan porque sus hijos estudien, pero jamas se preocupan por la calidad de la educación, es mas, en la mayoría de los casos las personas son conscientes de lo mediocre que es la educación pero como sociedad preferimos aceptarlo como un hecho que no podemos cambiar en vez de hacer algo para modificar esa situación.

Otro factor importante es el de los maestros, en estos momentos cuando ellos manifiestan sus inconformidades , lo que hace el gobierno es darle la espalda y no solucionarles nada, acá es donde se evidencia el poco respeto y estatus que se le da a los maestros en este país, ¿cómo es posible que el gobierno se siente a negociar con un grupo terrorista como las FARC y no sea capaz de hacerlo con los maestros de quienes depende en gran parte el futuro del país? eso deja mucho que pensar.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Wendy Sanabria
0 # Victoria de la mediocridadWendy Sanabria 25-04-2015 19:20
Brindar una excelente educación dejo de ser el principal objetivo de las instituciones, transformando los planteles en empresas educativas en cual los docentes y estudiantes negocian por una nota, siendo este el nuevo propósito para mantener los clientes (estudiantes) en el plantel traspasando las inconformidades de una buena calidad educativa por una alta nota registradas en planilla.

De lo cual resulta un sistema educativo en el que el objetivo ha sido distorsionado, por que la calidad no se cuestiona pero a la mediocridad se le da paso, aceptando clases improvisadas de docentes porque el verdadero interés ha sido reemplazado. Así que debemos cambiar el concepto de educación siendo esta la principal corrección al sistema educativo de Colombia.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Milena Valero Díaz
0 # Desde cero.Milena Valero Díaz 25-04-2015 20:21
Estimo que para mejorar algo en primera instancia, está reconocer las falencias que se vienen teniendo en el tema, siendo éste caso “la educación“. Es fundamental y oportuno iniciar con una infraestructura del sistema educativo; es claro que no tenemos las bases adecuadas para generar confianza en la promesa que hace el actual presidente Santos.

“El país más educado de América Latina en 2025”, considero que a partir de ello podemos desglosar una serie de deficiencias que no nos harán posible esto en tan poco tiempo, pues tenemos profesores que hoy en día se preocupan más por exigir un mejor sueldo sin ser lo suficientemente preparados; y me atrevo a decir esto, porque considero que la preparación de ellos se ve reflejado en la calidad de educación, que reciben los alumnos y en cómo ellos se muestran ante pruebas como las mencionadas PISA.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Wolfang Pérez
0 # IngenieroWolfang Pérez 11-05-2015 21:09
El problema de la educación en Colombia es estructural. Los gobiernos no han enfocado el problema como debe ser porque simplemente no le interesa, esa debe ser una política no una politiquería. Nombran ministros del sector a unos parlanchines que carecen de conocimientos y experiencias en el sector, y por el otro lado hay un magisterio confundido, degradado y sin incentivos en su labor, manipulado por una dirigencia sindical viciosa y corrupta.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador

Esta semana en Razonpublica