Edición del lunes 10 de diciembre de 2018

 facebook   twitter   youtube 

¡Queremos cumplir 10 años más!

#DonaAquí

Por Hernando Gómez Buendía

La Organización Luis Carlos Sarmiento Angulo: ¿el verdadero Estado colombiano?

(Tiempo estimado: 7 - 13 minutos)

Luis Carlos Sarmiento.

Aurelio SuarezEl empresario tiene gran influencia sobre todos los ámbitos de la sociedad colombiana. ¿Cuál es su cuota de responsabilidad en el escándalo de Odebrecht?*

Aurelio Suárez**

Leer más...

Un fiscal ad hoc: ¿la solución?

(Tiempo estimado: 6 - 12 minutos)

Duque y Martínez.

jorge ivan cuervoNecesitaríamos otra fiscalía para investigar la corrupción relacionada con Odebrecht sin que el fiscal Martínez interfiera ni tenga que renunciar. ¿Cómo llegamos a esto?

Jorge Iván Cuervo*

Leer más...

El fantasma del revisionismo histórico ronda el Centro Nacional de Memoria Histórica

(Tiempo estimado: 5 - 10 minutos)

CNMH.

Jefferson JaramilloVicente Torrijos fue nombrado y renunció el mismo día a la dirección del CNMH. Mientras el gobierno insiste en que se reescriba la memoria histórica del conflicto armado para que le dé gusto a la derecha, las organizaciones de víctimas insisten en que se garantice la idoneidad, la legitimidad y sus derechos con la selección del director.

Jefferson Jaramillo* - Érika Parrado**

Leer más...

Política, cristianos y diversidad religiosa en Colombia

(Tiempo estimado: 6 - 11 minutos)

Mauricio Beltran IglesiaQuiénes son, qué desean y qué han hecho los partidos o movimientos políticos cristianos en un país donde la iglesia católica decae mientras el clientelismo y el caudillismo siguen presentes en las elecciones.

William Mauricio Beltrán *

Del catolicismo a una “religión a la carta” 

Uno de los cambios más notorios de la sociedad colombiana en las últimas décadas ha sido el de su universo religioso: miles de fieles desertan del catolicismo cada año y la iglesia católica pierde influencia en campos como la política, la educación, los medios de comunicación e incluso la familia.

Para los años 60, las minorías religiosas no alcanzaban en su conjunto el 1 por ciento de la población colombiana. Investigaciones recientes — en las cuales he participado directamente — indican que hoy cerca del 20 por ciento de la población colombiana confiesa una fe diferente de la católica y cerca del 5 por ciento se declaran increyentes (ateos o agnósticos).

Mientras tanto una porción creciente de la población — que ronda el 4 por ciento — define su actitud frente a la religión con frases como “creo en Dios, pero no en la religión”, “creo en Dios, pero no en la iglesia” o “soy católico, pero a mi manera”.

Hoy cerca del 20 por ciento de la población colombiana confiesa una fe diferente de la católica y cerca del 5 por ciento se declaran increyentes (ateos o agnósticos).

Si bien la mayoría de los colombianos se sigue identificando como católica (cerca al 70 por ciento), es indiscutible que la membrecía y la práctica de la fe católica van en declive. Aunque la mayoría de los colombianos fueron bautizados según el rito católico, se constata el crecimiento de católicos pasivos o nominales: se autodefinen como “católicos no practicantes”; que no asisten a misa, o que solo lo hacen para formalizar determinados ritos de pasaje (bautismos, matrimonios y funerales), pero que no comparten las posiciones de la iglesia en temas como la sexualidad, la reproducción y familia.

Uno de los aspectos culturales más importantes del cambio religioso es la individualización del creer, es decir, la filiación religiosa depende cada vez menos de la tradición familiar (generalmente católica) y cada vez más obedece a los gustos o preferencias individuales.

Los colombianos hoy consideran que tienen derecho a elegir la religión o la iglesia que se acomode mejor a sus necesidades y que pueden reconsiderar esta decisión en caso de no sentirse satisfechos.

Esta individualización o “subjetivación del creer” da a los fieles la libertad de mezclar su tradición religiosa con otras creencias, para así personalizar o individualizar su fe, fenómeno conocido como “religión a la carta”. Por ejemplo, prácticas como el yoga o la meditación gozan de buena acogida en ciertos sectores urbanos, especialmente entre aquellos que han tenido mayores oportunidades educativas. En general profesionales y académicos relativizan con mayor facilidad la tradición católica y sienten mayor libertad para combinar el catolicismo con otras creencias.

2013-19-6-1 MIRA
Foto- es.electionsmeter.com

 

La explosión evangélica y pentecostal

Entre todos los movimientos religiosos que arrebatan fieles a la iglesia católica se destaca el protestantismo evangélico y pentecostal: cerca del 15 por ciento de la población colombiana ya se autodefine como cristianos, bajo esta nueva connotación.

Si bien este movimiento se caracteriza por su diversidad interna, que incluye una gran cantidad de denominaciones, de interpretaciones bíblicas, de misiones y de iglesias, todas éstas promueven una religiosidad similar: un cristianismo de la experiencia personal y de la conversión, basado en un culto participativo y emotivo que incluye música y actividades extáticas, mediante las cuales los fieles puede sentir “el poder” y la “presencia de Dios”.

Paradójicamente, la acogida de que goza el pentecostalismo en América Latina depende en buena medida de rasgos muy similares a los del catolicismo popular: ambos movimientos ofrecen milagros y participan de un mundo encantado — que incluye la creencia en el poder de los demonios, en maldiciones que actúan en este mundo y en el poder de conjuros y oraciones — y se rigen por una moral tradicional que condena el aborto y el matrimonio entre homosexuales, entre otras cosas.

Uno de los aspectos culturales más importantes del cambio religioso es la individualización del creer, es decir, la filiación religiosa depende cada vez menos de la tradición familiar (generalmente católica) y cada vez más obedece a los gustos o preferencias individuales.

Por lo tanto, el cambio religioso en Colombia sigue el camino de las inercias culturales: las personas que desertan del catolicismo tienden a preferir ofertas religiosas similares.

El movimiento pentecostal no funciona en torno a una organización centralizada: no tiene un magisterio, una jerarquía, ni ningún ente centralizado de control. Funciona sobre la base de la autoridad de líderes carismáticos (en el sentido sociológico), es decir, líderes que logran demostrar a un grupo de fieles que son depositarios de dones y virtudes extraordinarias, como por ejemplo, cualidades proféticas (adivinatorias) o poder sobre las enfermedades y los demonios.

Aunque la mayoría de los líderes pentecostales solo logra convocar a un pequeño número de seguidores en un local, un garaje o una casa de familia, los más carismáticos hoy están a la cabeza de organizaciones multitudinarias: celebridades como César Castellanos, Jorge Enrique Gómez, Ricardo Rodríguez y María Luisa Piraquive son tanto pastores como exitosos empresarios, que dirigen emporios religiosos multinacionales, con cientos de sedes, además de colegios, editoriales, cadenas radiales y canales de televisión. Estos líderes son por, lo tanto, personajes mediáticos: tele–evangelistas o tele–predicadores.

2013-19-6-2 gente MIRA

Foto- luishernandomonsalved.blogspot.com

Fieles por votos

No conformes con su éxito económico, estos líderes carismáticos han aprovechado su influencia para ingresar en el campo de la política electoral. Desde los años 90, pastores pentecostales de todas la regiones y ciudades del país empezaron a negociar el voto de sus fieles a cambio de prebendas y favores, tal como salió a la luz recientemente por un escándalo que involucró al senador Roy Barreras y a un grupo de pastores evangélicos de Cali.

Candidatos a todos los cargos de elección popular han hecho proselitismo desde los púlpitos con tal de lograr el voto pentecostal: Samper, Serpa, Uribe y Santos incluyeron en sus campañas presidenciales visitas a algunas de las mega–iglesias pentecostales más multitudinarias, como la Misión Carismática Internacional, el Centro Misionero Bethesda o el Centro Mundial de Avivamiento.

De esta manera, las grandes organizaciones pentecostales se convirtieron en espacios para el clientelismo y la negociación política: algunos de los líderes pentecostales más exitosos adoptaron prácticas propias de los caciques políticos, con la ventaja de que sus feudos electorales funcionan en las grandes ciudades.

Algunas de las organizaciones pentecostales más poderosas decidieron crear sus propios partidos políticos:

Entre 1990 y 2006 funcionó el Partido Nacional Cristiano, que tenía como principal capital político la autoridad religiosa de los esposos César Castellanos y Claudia Rodríguez de Castellanos y la feligresía de la Misión Carismática Internacional, una de las organizaciones pentecostales más poderosas y multitudinarias de Colombia. Por razones de conveniencia electoral, los esposos Castellanos decidieron trasladar su capital político a Cambio Radical y posteriormente al Partido de la U, tras la reforma política de 2003.

 el cambio religioso en Colombia sigue el camino de las inercias culturales: las personas que desertan del catolicismo tienden a preferir ofertas religiosas similares.  

Entre 1992 y 2006 funcionó también el Partido C4 (Compromiso Cívico y Cristiano por la Comunidad) gracias al carisma del exsenador Jimmy Chamorro y sobre la base electoral de la Cruzada Estudiantil y Profesional de Colombia, organización pentecostal que nació en Colombia y hoy tiene sedes en más de 18 países. Chamorro quiso mantener la independencia de su movimiento político, por lo que se negó a hacer coaliciones con otros partidos: por esta razón, el C4 no sobrevivió a la reforma política de 2003.

En el año 2000 nació el MIRA, sigla que tiene dos acepciones: una política, Movimiento Independiente de Renovación Absoluta, y otra religiosa, Movimiento Imitador de la Rectitud del Altísimo. MIRA tiene como principal capital electoral la membresía de la Iglesia de Dios Ministerial de Jesucristo Internacional, organización religiosa multinacional liderada por María Luisa Piraquive, madre de Alexandra Moreno Piraquive quien junto con Carlos Baena son las principales figuras políticas de este partido. Entre todos los partidos de base pentecostal, MIRA ha demostrado ser el más independiente y el único que tiene hoy alguna proyección política.

Que quieren los cristianos

En cuanto a la agenda política de los pentecostales se pueden observar dos grandes tendencias:

-Por un lado han buscado acceder a los mismos privilegios y derechos de la iglesia católica, para superar la discriminación que vivieron por décadas, en cuanto minoría religiosa. Los mayores avances al respecto fueron su participación en la Constituyente de 1991 con dos representantes y la aprobación de la ley estatutaria de libertad religiosa (ley 133 de 1994), redactada por Viviane Morales, cristiana de profundas convicciones.

-Por otro lado, los pentecostales han utilizado la política para defender la moral y el modelo de familia tradicional: han manifestado su oposición militante a las propuestas de despenalizar el aborto y reconocer los derechos de las parejas homosexuales.

Paradójicamente, los políticos pentecostales han encontrado en los católicos conservadores sus más fuertes aliados, entre quienes se destaca el Procurador. Unos y otros se consideran guardianes de la moral tradicional y del modelo de familia «instituido por Dios».

Durante 2009, líderes pentecostales llamaron a los jerarcas católicos a unir fuerzas para convocar un referendo que buscaba tumbar la sentencia de la Corte Constitucional que reconoció sus derechos patrimoniales a las parejas homosexuales. Así, católicos y evangélicos, viejos rivales en el campo religioso, han acabado siendo aliados políticos en defensa de una agenda moralizante.

Salta a la luz otra paradoja: los evangélicos y los pentecostales que vivieron décadas de discriminación social, utilizan ahora su nuevo poder político para reproducir y mantener esquemas sociales que discriminan a otras minorías. Su campaña para limitar los derechos de la comunidad LGBTI así lo prueba.

* Sociólogo y máster en sociología de la Universidad Nacional, doctor en Estudios sobre América Latina de la Universidad París III, profesor asociado del Departamento de Sociología e investigador del Centro de Estudios Sociales (CES) de la Universidad Nacional de Colombia.

Escribir un comentario

Agradecemos a los investigadores, académicos y profesionales que contribuyen con sus artículos, declaraciones y caricaturas inéditos para ser publicados en la Revista Razón Pública. Los autores son responsables de sus ideas y de la presentación de los hechos en este documento.

“Los comentarios en Razón Pública están sujetos a moderación, (de 8 am a 6pm hora de Colombia) con el fin de garantizar un intercambio de opiniones en tono respetuoso - serán bienvenidas la crítica aguda y la ironía - que enriquezcan el debate y resulten interesantes para lectores y autores.
En consecuencia, no se aceptarán comentarios del siguiente perfil:
1. Que constituyan descalificaciones, ataques o insultos contra los autores o contra otros participantes del foro de comentarios.
2. Que incluyan contenidos, enlaces o nombres de usuarios que razonablemente puedan considerarse insultantes, difamatorios o contrarios a las leyes colombianas.
3. Comentarios sin sentido o repetidos, que serán eliminados sin piedad.

Los comentarios no reflejan necesariamente la opinión de Razón Pública, sino la de los usuarios, únicos responsables de sus propias opiniones.”


Código de seguridad
Refescar

Comentarios  

German Yances
-2 # German Yances 08-05-2013 21:27
Es perverso el uso de la Fé, que es un comportamiento religioso irracional, con fines de proselitismo político. La Fé niega cualquier clase de racionamiento, y eso es usado para vender candidatos e ideologías, convirtiendo la feligresía en electorado.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Brando
0 # Brando 16-05-2013 18:22
Mucha información simplemente para concluir finalmente que estos partidos han luchado por no ser "discriminados" y que ahora por lo que han luchado se lo aplican a los LGBTI, la verdad la lucha de estos partidos no ha sido luchar contra la discriminación religiosa, conocí muy bien el C4, y esa no era su misión, segundo, yo no entiendo que es tanto lío con las comunidades LGBT si ellos pueden hacer con su vida lo que elijan hacer, en colombia son totalmente libres de vivir juntos, otra cosa es que quieran casarse algo que se fundamenta en un hombre y una mujer que son los unicos que naturalmente pueden tener hijos, si los LGBTI se dedicaran a vivir su vida que eligieron voluntariamente y no querer hacer hacer lo mismo que hace una pareja heterosexual no habría "discriminación ", ¿si yo voluntariamente me cambié de familia para que quiero
hacer lo que hacía mi antigua familia?
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Alexandra
-1 # política y cristianosAlexandra 24-08-2015 21:58
nunca había leído un artículo con una reflexión tan profunda sobre el cristianismo en Colombia, es increíble como hay personas que manipulan a otras con la fe para beneficio propio. Mi hija de 13 años me lo recomendó y valió la pena .
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
antonio romero
0 # no lo creo.antonio romero 29-09-2016 09:48
perdona pero esto no tiene nada de profundo, esto no es mas que una redaccion tomada de varios articulos, de pensamiento poco ortodoxo, esta fuera de contexto, y la manera como plantea el conflicto para favorecer a un grupo con respecto al otro es absurdo, teniendo en cuenta los mas de dos milenios que tiene la iglesia, es demasiado tiempo y poca informacion como para sacar una conclusion pobre, te recomiendo que estudies e investigues y no te guies por lo que una persona que se nota que no tiene letra sino que es un repetidor sin fundamento , te pueda enseñar.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Selene Contreras
-1 # Estudiante de comunicación socialSelene Contreras 12-03-2016 11:53
Excelente articulo, estoy haciendo un anteproyecto sobre la secularización en los medios de comunicación en Colombia sobre los temas del aborto, la eutanasia y la comunidad LGBT, para eso necesitaba saber un poco sobre el contexto religioso que se ha presentado en Colombia en los últimos 20 años. Gracias por compartir la información.
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
Andrés Ricardo
0 # Cual ciudadAndrés Ricardo 02-08-2016 05:56
Bueno Dios es amor y el que no ama al que ve mucho menos al que no ve los cristianos no discriminan a nadie Jesús andaba con ladrones pero no era ladrón con prostitutas pero el no era promiscuo Dios ama el pecador pero aborrece el pecado son sus costumbres y lo que práctican tengo y comparto con drogadictos y borrachos pero no soy borracho ni drogadictos alo bueno llaman malo y alo malo bueno ven como normal común y corriente hábitos y costumbres que no sólo destruyen sus vidas y cuerpos sino que también afecta la sociedad y sistema comunidad y lo más importante la familia de la cual hacen parte aquien le importa lo que usted haga con su vida personal a nadie es su problemausted se hace esclavo del vicio que quieras el problema es cuando quieren implantarlo enla en la comunidad haciéndola cada vez man perversa inmoral que no comprarte ni aprueba lo que hacen quieren una ciudad Movida por la concupiscencia de sus deseos y pasiones carnales
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador
alfonso  grijalba
-1 # sociologoalfonso grijalba 15-06-2017 17:53
Excelente articulo desde el punto de vista sociológico y de interés general.he estado dentro de algunos movimientos religiosos-c4, perdieron la personeria juridica con la ultima reforma politica , pero yimi chamorro traslado su capital politico al partido de la U.ES DECIR LE SIGUE GUSTAND EL PODER .
Responder | Responder con una citación | Citar | Reportar al moderador

VideocolumnasVideocolumnas

 

Mafe Rojas

  • ¿Emisiones 0 en Bogotá 2040?

    Este ambicioso proyecto busca que los vehículos que circulen en 2040 en la ciudad, sean de cero emisiones. Por María Fernanda Rojas.

Alejandro Palacio

Videocolumnas10 aniversario

 

Hernando Gomez Buendia

  • Estado Colombiano en deuda con las mujeres

    Después de diez años de la ley 1257, el estado colombiano no ha logrado avanzar en una plena eliminación de las violencias contra las mujeres. Por Adriana Alquichides.

Ver más videocolumnas

Arte y Cultura

Boca Juniors vs. River Plate: El triunfo del colonialismo

(Tiempo estimado: 4 - 8 minutos)

Estadio Santiago Bernabéu, donde se jugó la final de la Copa Libertadores 2018.

David QuitianLa final más larga de la historia incluyó problemas meteorológicos, cancelaciones y actos de violencia. Después de muchas discusiones y especulaciones, se llevó a cabo en un estadio español. ¿Quién ganó realmente?

David Quitián*

RP en los medios

  • Duque y los estudiantes Sábado, 08 Diciembre 2018

    Los colombianos elegimos a este presidente por ser buena persona, y ahora deberemos pagar las consecuencias.    Hernando Gómez Buendía*

Ver más RP en los medios

Mirada Pública

Welcome to Bogota

Fotografías de Angélica Zambrano @Anyelik 

Recomendado

Lo bueno, lo malo y lo feo de la Ley de financiamiento

¿Ahora sí pasará la Ley de Financiamiento?.

Daniel Wills¿Se pregunta qué pasó con la reforma tributaria, ahora que se cayó la impopular ampliación del IVA? Aquí se lo contamos en palabras comprensibles.

Daniel Wills*

Sazón Pública

Por Anyelik y Papeto.
Esta semana      Archivo

Nos escriben

  • Esperanza

    La comisión de la verdad en los próximos 3 años intentará explicarnos lo inexplicable para que nuestra guerra tan incomprensible pueda algún día ser comprendida, hay esperanza, necesita acompañamiento. Creo en el trabajo de los comisionados por sus historias de vida, por favor manténganlos informados e iremos construyendo la posibilidad de reconciliación a pesar de estar tan divididos. La guerra nos marcó pero la Comisión puede señalar los caminos. Por Leonor Peñaranda, en el artículo de William DuicaLa Comisión de la verdad y su papel para la democracia

La Fundación RAZÓN PÚBLICA es una entidad sin ánimo de lucro ni carácter partidista constituida en 2008 para servir como un punto de convergencia y un instrumento para la expresión de los intelectuales colombianos comprometidos con el proyecto de una sociedad pacífica, democrática, legal, justa y productiva.

La Asamblea General de Razón Publica está integrada por sus fundadores, por los autores y autoras que contribuyen de manera regular a esta revista, por los donantes a la Fundación y por el equipo de planta de la revista.

Hernando Gómez Buendía Director y editor generalFernando Garavito Pardo (Q.E.P.D.) Editor emérito
• Equipo de edición: Valentina Landínez @Valelandinez, Ricardo Díaz, Érika Mesa, Paula Pinzón, Juanita Eslava.  
Valentina Salazar Imágenes • Caricaturas: Papeto (@Papetopintapeor), Anyelik (@Anyelik)

 Paula Pinzón  Coordinadora administrativa paula.pinzon@razonpublica.org.co
Angélica Zambrano  Videocolumnas y webmaster angelica.zambrano@razonpublica.org.co @Anyelik 
Daniela Garzón Coordinadora editorial daniela.garzon@razonpublica.org.co  @Ginethdani